La concejalía de Inmigración pone en marcha un Taller de Habilidades Sociales

Destinado a todas aquellas personas que trabajan en la atención directa de la población inmigrante, el contenido de este taller versará sobre la confidencialidad, el estatus, la estabilidad emocional, el establecimiento de un ambiente de respeto mutuo, la congruencia, la motivación, la empatía y la gestión de situaciones complejas, entre otros.

La concejala de Inmigración del Ayuntamiento de Motril, Teresa Morales, ha anunciado la puesta en marcha de un Taller de Habilidades Sociales, destinado a todas aquellas personas que trabajan en la atención directa de la población inmigrante.

Esta iniciativa, impulsada por la propia concejalía, en colaboración con el Ministerio de Trabajo e Inmigración, la Secretaría de Estado de Inmigración e Emigración y la Dirección General de Integración de Inmigrantes, cuenta con un total de 18 alumnos y se desarrollará a lo largo del mes de junio en el Centro Intercultural de Motril.

Teresa Morales afirma que “las habilidades sociales se aplican a casi todos los ámbitos de la rutina profesional, ya que, tanto en las relaciones interpersonales como en el trato con usuarios, configuran una especie de barniz que permite actuar correctamente, manteniendo siempre una actitud positiva y mostrando una serie de valores que impulsaran al alza la opinión que tienen los demás de nosotros”.

Así, los objetivos básicos de este taller son adquirir o mejorar las habilidades sociales necesarias para realizar una acción laboral y voluntaria de calidad; aprender a crear y mantener relaciones de ayuda o de trabajo positivas con los usuarios o personas con quienes se interviene o relaciona; identificar conductas que puedan beneficiar o perjudicar, iniciando y manteniendo las primeras y evitando las segundas; y conocer y adoptar estrategias útiles para disminuir la ansiedad o indefensión en la realización de actividades de carácter laboral y voluntario.

De igual modo, su contenido versará sobre la confidencialidad, el estatus, estabilidad emocional, el establecimiento de un ambiente de respeto mutuo, la congruencia, el compromiso, la motivación, la empatía, el sentido del humor, la gestión de situaciones complejas, entre otros temas.

Para concluir, Teresa Morales asegura “que este taller constituye una oferta de formación necesaria y solicitada  por todos los técnicos y personal voluntario que trabajan directamente o indirectamente con la población inmigrante, con el fin de poder mejorar la calidad de sus intervenciones”.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies