Diputación facilita becas formativas a 56 drogodependientes para que accedan a un empleo

Una de las grandes dificultades a las que se enfrenta una persona con problemas de drogodependencia es acceder a un puesto de trabajo, lo que dificulta su integración en la sociedad. Así lo entiende la Diputación de Granada, que a través del programa de capacitación profesional ‘Red de Artesanos’ ayudó el pasado año a 56 personas, de las que el 66% eran hombres y el 35% procedían del Centro Provincial de Drogodependencias de la institución, según ha explicado esta mañana la vicepresidenta primera del Área de Bienestar y Derechos de la Ciudadanía, Juana María Rodríguez Masa.

El objetivo de la Diputación en este sentido es “sensibilizar a los ayuntamientos y empresas privadas sobre la importancia de que colaboren para ayudar a este colectivo a su reinserción en la sociedad por medio de promover la igualdad de oportunidades y evitar el rechazo o la estigmatización que presentan estas personas”, ha destacado la diputada, que ha cifrado en más de 1.000 personas con problemas de adicción a las drogas las beneficiadas por este programa en sus décadas de existencia.

La beca, dotada con 420 euros mensuales, se facilita a quienes no tienen recursos propios, capacitación profesional y están en tratamiento para abandonar su drogodependencia. A cambio, deberán asistir a clases de 30 horas semanales en los talleres o empresas asignadas para su formación, facilitando así que puedan acceder a un empleo. Los oficios aprendidos son de diversa naturaleza y van desde los más tradicionales como alfarería y cerámica, hasta los relacionados con el manejo de nuevas tecnologías o el sector hostelero y de la construcción.

Entre los municipios dispuestos a sumarse a esta programa se encuentra Maracena, que si bien ya había realizado colaboraciones previas, ha decidido adherirse al programa al objeto de “realizar actuaciones más contundentes y explícitas en este sentido”, ha explicado el alcalde de Maracena, Noel López, que también ha destacado la “apuesta decidida” del municipio por el “bienestar y la integración social de las personas más desfavorecidas”.

Por otra parte, la diputada Rodríguez Masa ha valorado de forma muy positiva el balance del programa Arquímedes, que también desarrolla la institución provincial. Se trata de un programa más amplio constituido por un conjunto de actuaciones orientadas a promover la contratación laboral permanente de las personas con problemas de drogodependencia o de adicción al juego y que ya han superado las fases de recuperación. El pasado año se incorporaron a este programa un total de 23 personas, con las que colaboraron 13 corporaciones locales, 4 empresas privadas y una de reinserción.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies