El alcalde de Motril presenta el proyecto de rehabilitación de la Casa Ruiz, futuro Museo de Arte de la ciudad

Situada en la calle del mismo nombre, es uno de los pocos ejemplos de arquitectura civil palaciega que quedan en el municipio. Incluida en el Plan de Infraestructuras Culturales, el presupuesto de esta obra es de 653.694 euros, cuenta con un plazo de ejecución de 18 meses y la superficie se dividirá en dos plantas para exposición, una sala de usos múltiples y una oficina cultural.

El alcalde de Motril, Carlos Rojas, junto al concejal de Cultura, Nicolás Navarro, ha presentado esta mañana el proyecto de rehabilitación de la Casa Ruiz, la cual está llamada a convertirse en el futuro Museo de Arte de la ciudad.

Rojas ha recordado que este proyecto pertenece al punto 279 del programa electoral, y está incluido en el Plan de Infraestructuras Culturales planteado por el equipo de Gobierno, del que también forman parte la iluminación artística edificios emblemáticos, la dinamización del Museo Preindustrial y el Centro de interpretación de la Caña de Azúcar y el Museo de Historia de Motril, el Centro Geominero, el Museo del Azúcar de Fábrica Nuestra Señora del Pilar y el Auditorio Ciudad de Motril.

“Nuestro principal objetivo es convertir a Motril en el núcleo cultural de la comarca, poniendo para ello en valor nuestros edificios históricos y poniendo a disposición de vecinos y visitantes una oferta interesante, variada, completa y de la máxima calidad” –ha señalado.

En el caso de la Casa Ruiz, ésta se sitúa en la calle del mismo nombre, siendo uno de los pocos ejemplos de arquitectura civil palaciega que quedan en el municipio. Perteneció a una importante familia motrileña, los Ruiz de Castro, de los que se tienen noticias certeras desde, al menos, la segunda mitad del siglo XVII.

Su fachada de estilo Neoclásico, interpretado como una vuelta al orden después de los excesos del Barroco, presentando una austeridad que se pone de manifiesto en la distribución de ventanas y balcones adintelados y sin decoración, exceptuando la rejería de forja. Existen dos guiños a la arquitectura tradicional granadina, como son la típica galería de arcos de medio punto entre pilastras toscanas de la última planta y el marco de piedra de Sierra Elvira de la puerta principal. En el exterior del palacio, destaca el curioso balcón de la esquina que da al Señor de Junes, hoy parcialmente cerrado, cuyo parteluz es una columna de piedra rojiza de orden toscano. El interior se articula sobre un patio central cuadrado adintelado, de reducidas dimensiones y sostenido por columnas de mármol negro sobre basas y plintos poliédricos de piedra rojiza, que en su lado Sur da acceso a la planta superior, a través de una escalera de rincón de mármol blanco.

Por su parte, Nicolás Navarro ha destallado el proyecto el cual tiene un presupuesto para su rehabilitación de 653.694,94 euros ,cien por cien municipal,  y el plazo de ejecución previsto es de 18 meses. Su superficie, con un total de 688,32 metros cuadrados, se dividirá en dos plantas para exposiciones, la Planta Baja, con 132,22 metros cuadrados y la Planta Primera, con 164,41; una sala de usos múltiples, de 40,55 metros cuadrados; y una oficina cultural, de 17,18 metros cuadrados.

Para concluir, Carlos Rojas ha mostrado su plena satisfacción por “encontrarnos hoy un poco más cerca de hacer realidad el Museo de Arte de Motril, un ansiado proyecto que Motril se merece y que refleja la excelente capacidad de gestión de nuestro equipo de Gobierno, aún en tiempos de crisis económica”.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies